lunes, 22 de octubre de 2007

43:43


Ese fue mi resultado en la pasada carrera del CSIC. Y sinceramente estoy muy contento porque nunca había corrido tan rápido. De hecho la última carrera de 10k que corrí fue la San Silvestre del año pasado (no suelo apuntarme a muchas la verdad) y me parece que hice 54 y pico.

La mañana era bastante fría y al principio temía que se pusiera a llover porque estaba todo nublado. Pero conforme fue amaneciendo desaparecieron las nubes. Me quedé asombrado de la cantidad de gente que había, unas 5.000 personas. Yo pensaba que esa carrera era un poco más marginal pero me equivoqué. Llegué con tiempo de sobra pero entre recoger el chip y calentar estaba prácticamente en la hora, esperando entre la gente y con la adrenalina a tope.

Lo más gracioso es que a unos tres metros delante mío había un tipo con un pañuelo en la cabeza de colores muy llamativos y pensé... cómo se parece ese tío a Pedro "Wild". En un momento se giró y le vi la cara, seguro que era él, vamos, de hecho era él. Así que tuve la oportunidad de conocerle y teniendo en cuenta que no somos muchos los "blogeros" de Madrid ya era hora. Un tío encantador, sí señor. Intercambiamos algunas palabras y enseguida empezó la carrera.

Pedro salió "volao" esquivando a la gente y yo cogí mi ritmo y tiré en los primeros kilómetros de cuesta abajo. Se hace bastante pesado estar esquivando a los que llevan un ritmo más lento que deberían ponerse un poco detrás. Me encontré con varios muros de personas que me hicieron perder seguro más de 10 o 15 segundos. Cuando vi la señal de los 2 kilómetros mi crono marcaba 8:20, perfecto.

Como a unos 50 metros estaba Pedro y prácticamente llevábamos el mismo ritmo porque lo tuve así hasta el final. En cuanto empezamos a subir por la castellana aproveché a coger una liebre improvisada, uno de esos tíos que lo ves y dices... este tío corre un huevo. Pero la liebre me falló al llegar a Cuzco así que cambié de liebre y seguí los pasos de una chica que llevaba un ritmo bastante parecido al mío. Pero... ¡también se quedó al entrar en Serrano!. A partir de ahí le perdí la pista a Pedro que debió meterle caña a los últimos metros. De todas formas ya habíamos llegado.

El crono marcaba 44:46, mi crono marcaba 43:35 y al final, en la clasificación tengo 43:43, bonito número. Teniendo en cuenta que acababa de pasar una gripe y que tengo una contractura en la espalda es para estar contento. No soy un tío muy de estar pendiente de los tiempos pero de vez en cuando me gusta saber cuánto tardo en hacer ciertas distancias.

Aún así seguiré haciendo mis salidas largas sin pensar en cronos ni marcas, simplemente disfrutando de un poquito de dolor muscular aderezado con unos toques de agotamiento.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Enhorabuena !! No debe estar mal eso de poder acabar una prueba y encima hacer un buen registro...por ahora no es mi caso (vamos, de hecho ahora ni siquiera corro...), pero llegará...llegará.
Cuidate !!
L.

Syl dijo...

Joder...pues vaya una mejora buena en tu 10.000!!!...muchas felicidades...

Y si encima conociste a Wild, redondeaste el día.

Besitos.

wild runner dijo...

Y eso que en la salida me dijiste que ibas a ir tranquilo!!! Si lo sé vamos juntos toda la carrera ;)

Lo de llevar pañuelo al final hace que la gente se fije y de unas carreras a otras digan "ese tío me suena" XDDD

Saludos, campeón. A ver si repetimos en breve.